diciembre 3

BENEFICIOS DE LA VITAMINA C

Nutricion

0  comments

La vitamina C es un nutriente esencial y antioxidante para nuestro cuerpo, tiene muchas funciones y beneficios. Es una vitamina hidrosoluble, es decir, que es capaz de disolverse en el agua, esto hace que las cantidades sobrantes que consumimos se eliminan en la orina, y no se crean reservas en el cuerpo (a diferencia de las vitaminas liposolubles), es por esa razón que debemos consumirla todos los días.

La mejor noticia es que se encuentran en los alimentos, así que, si tenemos una dieta equilibrada y variada, no nos tenemos por qué preocupar de alguna deficiencia de esta vitamina, o de ninguna otra de hecho. La podemos encontrar principalmente en:

  • Frutas cítricas como por ejemplo: naranja, limón, toronja, kiwi. 
  • Pimientos rojos y verdes.
  • Verduras: principalmente en brócoli y tomate.
  • Frutas: Fresas y melón.
  • Alimentos y bebidas fortificadas.

 

 

No es tan difícil de obtenerla ¿cierto?, ahora la pregunta que muchas personas se hacen es ¿cuánta vitamina C necesito?, la cantidad va a variar depende del sexo y edad:

  • Bebés de 6 a 12 meses: entre 40 a 50 mg.
  • Niños de 1 – 8 años de edad: desde 15 a 25 mg.
  • Niños de 9 – 13 años de edad: aproximadamente 45 mg.
  • Adolescentes de 14 a 18 años: 65 a 75 mg.
  • Adultos (masculino): 90 mg.
  • Adultos (mujeres): 75 mg.
  • Embarazadas: 80-85 mg.
  • En periodo de lactancia: 115-120 mg.

 

¿Qué ocurre si no consumo suficiente vitamina C?

Aunque la deficiencia de esta vitamina es muy rara (menos de 10 mg), puede ocasionar escorbuto, lo cual se identifica por los siguientes síntomas: cansancio, inflamación en las encías, dolor en las articulaciones, manchas en la piel color rojo o violeta, problemas en la cicatrización de heridas, entre otros. 

Pero no tienes nada de qué preocuparte si tienes una alimentación balanceada con frutas y verduras, normalmente con tus comidas puedes cumplir con el requerimiento diario de vitamina C.

Ahora que ya sabes dónde la encuentras y cuánto necesitas todos los días, conozcamos sus beneficios de este maravilloso nutriente:

 

 

1.Refuerza el sistema inmunológico

 

Una alimentación alta en vitamina C contribuye a prevenir todo tipo de enfermedades como por ejemplo, las cardiovasculares y cáncer, sus características antioxidantes contribuyen a evitar el daño oxidativo, el cual está relacionado con este tipo de enfermedades. 

Por lo que incluir frutas y verduras en tu alimentación, no sólo es nutritivo y delicioso, sino estarás previniendo varias enfermedades.

 

 

2.Resfriado común

 

Este es uno de los beneficios más conocidos por todos, siempre escuchamos a nuestras mamás o abuelas decir “un vaso de jugo de naranja previene la gripe”, aunque no está muy alejado de la realidad, la vitamina C no previene ni cura del todo los resfriados comunes, pero sí puede hacer que los síntomas de gripe y resfriados se pasen de una maner más leve y reduce la duración de esta.

Es por eso, que una dieta variada en frutas y verduras en su forma natural, pueden ser unos buenos aliados para hacer más aguantable la gripe.

 

 

 

3.Previene la degeneración muscular relacionada con la edad y cataratas

 

Aunque la vitamina C no evita la degeneración muscular o las cataratas, puede ayudar a que se retrase la progresión de esta. Estas dos, son las principales causas de la pérdida de visión en la edad avanzada. Así que, una unión de varios nutrientes combinados con la vitamina C pueden lograr retrasar los signos de la edad como lo son la degeneración muscular.

 

 

4.Contribuye a la salud de la piel

 

Seguro has visto en varios supermercados y farmacias, muchos productos para la piel con vitamina C, y es que este poderoso nutriente es tan asombroso que también contribuye a retrasar los signos de la edad como lo son las manchas y líneas de expresión, aparte de darte un brillo y resplandor increíble a tu piel. 

Pero qué mejor manera de añadir vitamina C a tu cuerpo que en los alimentos, recuerda que la salud de tu piel externamente comienza desde el interior. Así que, aparte de incluir productos ideales para tu piel, también consume alimentos que te nutran y trabajen en tu salud desde el interior.

 

 

 

5.Ayuda a que las heridas sanen con mayor facilidad

 

Muchas veces hemos escuchado que el zinc es un perfecto aliado para la cicatrización de heridas, pero la vitamina C también contribuye a que estas tengan una curación más rápida y contribuyen a los tejidos a cicatrizar. Ayuda al cuerpo a producir elastina, reemplazando el tejido dañado, contribuyendo a reparar y sanar desde moretones hasta marcas producidas por el acné.

 

Estos 5 maravillosos beneficios nos dan más ganas de consumir vitamina C ¿cierto?, y es tan fácil que sólo necesitas incluir frutas y verduras en tu alimentación para gozar de estos beneficios y llenarte de nutrientes esenciales para el funcionamiento de tu cuerpo. 

 

Quieres saber más sobre el tema, haz clik aquí


Tags


Otros contenido seleccionado para ti

¿Qué alimentos evitar para la gastritis?

¿Cómo mantener controlado el colesterol?

Quiero recibir todos los contenidos gratuitos