marzo 26

Dieta antiinflamatoria y cómo combatir la inflamación crónica

Nutricion

0  comments

 

 

Primero debo hablar sobre qué es la inflamación? y si realmente existe una dieta antiinflamatoria. 

 

Antes de adentrarnos en detalles sobre este tema, quiero explicarte de qué se trata la inflamación. Actualmente con el estilo de vida que llevamos, es muy fácil padecer inflamación y no de la inflamación de un morete que te duele, es esa inflamación invisible la inflamación crónica que está dentro de nuestro cuerpo que es la responsable de muchas enfermedades crónicas como diabetes, hipertensión, colesterol elevado, algunos tipos de cáncer. 

 

Afecta a millones de personas en todo el mundo y al mismo tiempo nos cuesta mucho dinero. Por eso es necesario llevar una dieta antiinflamatoria pueden desempeñar un papel muy importante en la prevención y el manejo de los síntomas inflamatorios, además que puede ser delicioso. 

 

¿Qué alimentos debes evitar para disminuir la inflamación? 

 

Los cambios en tu estilo de alimentación requieren tiempo y esfuerzo, yo se que todos los cambios al inicio son díficiles. Primero debes saber que una dieta antiinflamatoria no pretende sustituir ningún tratamiento médico, pero si que es cierto que si te alimentas de forma correcta vas a mejorar muchísimo la respuesta de tu cuerpo ante los tratamientos, es decir son un aliado la nutrición y la medicina. 

 

 

  • Elimina el gluten 

 

 

El gluten, lo encuentras principalmente en el trigo, cebada y centeno y está relacionado con la inflamación. En los últimos años los alimentos “sin gluten” han adquirido más fama, y todo el mundo cree que es celíaco, pero resulta que cuando se hacen exámenes todo sale negativo pero curiosamente se sienten más aliviados. 

 

¿Has escuchado eso? Que al dejar de comer alimentos con gluten se sienten mejor pero al mismo tiempo no tienen alergia ni intolerancia al gluten?

 

Pues te cuento, al inicio a mi también me parecía una locura, pero la realidad es que el gluten si está relacionado con la inflamación y puede afectar la pared intestinal principalmente ya que las partículas pueden penetrar en el torrente sanguíneo donde no pertenecen, lo que conduce a una respuesta inmune. 

 

Es por ello que aquellas personas y sobre todo mujeres que sufren síntomas del colon irritable al eliminar el gluten de su dieta pueden sentir mejoría. 

 

En dónde encuentras el gluten? En muchos productos de consumo diario: Panadería, pasteles, pizzas, comida chatarra etc 

 

Por eso a veces resulta muy difícil eliminar el gluten, la respuesta es sencilla, debes de comer de forma saludable! Es decir eliminar la mayoría de estos alimentos la mayor cantidad de días posibles. 

 

Si quieres conocer opciones saludables, estos recursos que he preparado te pueden ayudar a disminuir el consumo de gluten sin dejar de comer delicioso:

 

Curso gratuito: panadería saludable 

Video tutorial: Mugcake saludable sin gluten 

 

 

 

  • Elimina los lácteos 

 

 

Los productos lácteos y principalente los que son elaborados con leche de vaca, pueden ser difíciles de digerir. Muchas personas no producen suficientemente la enzima lactasa la cual es necesaria para procesar la lactosa que se encuentra en la leche, lo que produce una mala digestión, hinchazón, gases o dolores lo que puede agravar a las personas con enfermedades inflamatorias del intestino o el colon irritable. 

 

Algunas personas, sobre todo niños, pueden tener reacciones a las proteínas de la leche como el suero y la caseína. 

 

La leche y otros productos lácteos pueden agravar afecciones de la piel como dermatitis atópica, acné, eccema y pueden ser un desencadenante del asma y rinitis sobre todo en niños. 

 

¿Qué te recomiendo desde mi punto de vista de nutricionista? Bueno, te preguntarás ¿Es necesario ser así de drastico?

 

Te cuento, si eres una persona sana que esta buscando prevención, puedes disminuir el consumo o sea hacerlo solo de vez en cuando por ejemplo:

 

de 7 días a la semana comes 1 vez a la semana productos con gluten o lácteos 

 

Ahora si padeces una enfermedad que causa inflamación ya sea alteración de los intestinos, diabetes, colesterol elevado, te sugiero que lo controles lo más que puedas, si puedes solo consumir pequeñas porciones solo 1-2 veces al mes y déjalo para situaciones importantes. 

 

Siempre que hagas los cambios, es importante que los hagas de forma paulatina pero lo más importante que lo hagas acompañado de tu nutricionista o médico de cabecera y nunca hagas cambios drásticos sin su autorización. 

 

Si quieres aprender a sustituir los lácteos te puede interesar estos recursos que he preparado: 

 

Video tutorial: Cómo hacer bebidas vegetales 

Post: Cómo hacer quesos veganos 

 

  1. Disminuye el azúcar refinada 

 

Esto probablemente ya lo has escuchado y no es nada nuevo saber que el exceso de azúcares refinados son perjudiciales para nuestra salud. Ya que estos junto a los alidones refinados aumentan los niveles de insulina, está relacionado con el sobre peso y obesidad lo cual es un estado pro-inflamatorio que a su vez se relaciona con la diabetes, hipertensión, colesterol elevado etc. 

 

Y aunque hayan muchas opciones más sanas que siempre menciono en mis videos y cursos, es importante que sepas, que no importa la fuente del azúcar (sea natural, o con exceso de químicos) es importante mantener el balance, ya que el exceso incluso del azúcar más saludable (por darte un ejemplo, la miel) resulta en sobrepeso. 

 

Si estás buscando cómo reducir el azúcar en tu dieta te pueden servir estos recursos

 

Recetas de postres saludables

 

  1. Disminuir el consumo de alimentos altamente procesados

 

Como siempre menciono, la clave de una alimentación saludable es sencilla y se basa en consumir principalmente alimentos reales, es decir alimentos que la naturaleza nos da sin procesarlo de forma excesiva. 

 

Qué alimentos pertenecen a esta lista? pues muy sencillo, todos aquellos que vez en el súpermercado que están en latas, con muchos condimentos, muy empacados etc. 

 

Y por supuesto, toda la comida chatarra ya que estos carecen de nutrientes ya que han pasado por tantos procesos y su objetivo es que tengan larga vida en anaquel que se les añaden muchos químicos para poder preservarlos, todos estos preservantes pueden favorecer los estados inflamatorios del cuerpo, además que si tu alimentación se basa principalmente en estos alimentos, te harán falta muchos nutrientes esenciales para vivir una vida plena como vitaminas, minerales, fibra etc. 

 

Y entonces te preguntarás ¿Qué comemos? pues aquí te tengo la buena noticia, tenemos muchos alimentos a nuestro alcance con propiedades que nos pueden beneficiar, sobre todo ayudar a combatir la inflamación crónica.

 

Llena tu cocina de alimentos antiinflamatorios

 

hay una tonelada, de deliciosos alimentos que puede incluir en su dieta antiinflamatoria. Estos alimentos son fáciles de usar y fáciles de encontrar en la mayoría de las tiendas de comestibles o en los mercados de agricultores.

 

Vegetales verdes:  Estos están llenos de antioxidantes que ayudan a mejorar los efectos de la inflamación. También contienen una amplia variedad de otras vitaminas y minerales beneficiosos, incluidas las vitaminas B, hierro, magnesio y calcio.

 

Calabaza: La calabaza  contiene cucurbitacinas, que detienen la producción de enzimas que provocan inflamación, y están cargadas de vitaminas A y C. inmuno-compatibles. 

 

Vegetales crucíferos. El brócoli, la col rizada, las coles de Bruselas, el repollo y la coliflor ayudan a reducir la inflamación, y son una familia culinaria fantástica para usar cuando se desintoxica.

 

Verduras de raíz. Esta familia reconfortante de vegetales es rica en antioxidantes que protegen nuestros cuerpos del daño, contienen una gran cantidad de compuestos antiinflamatorios y también son ricos en vitaminas A y C. inmunoestimulantes y antiinflamatorias. Obtenga todos los productos de los tubérculos y cómo usarlos en esta Guía de verduras de raíz.

 

Familia Allium. Agarra cebollas, ajo, puerros, chalotes o cebollín la próxima vez que vayas a la tienda de comestibles. Contienen compuestos de azufre y otras moléculas que evitan la inflamación; También son una fuente de vitamina C y pueden ayudar a estimular el sistema inmunológico.

 

Bayas. Estas frutas celestiales son ricas en una amplia gama de antioxidantes antiinflamatorios.

 

Pescado. El pescado es una fuente increíble de ácidos grasos omega-3, que son altamente antiinflamatorios y ricos en proteínas, un macronutriente esencial para la curación y la reparación.

 

Nueces y semillas. Estas son maravillosas opciones basadas en plantas para omega-3 (especialmente semillas de cáñamo, semillas de lino, semillas de chía y nueces). También son ricos en proteínas y altos en fibra.

 

Video Clase Dieta antiinflamatoria 

Y también no olvides consumir suficiente agua pura, hacer ejercicios y disminuir o aprender a controlar mejor los niveles de estrés.


Tags

Dieta antiinflamatoria


Otros contenido seleccionado para ti

¿Por qué es tan importante el hierro en nuestro cuerpo?

3 claves para nutrir y sanar tu intestino

Quiero recibir todos los contenidos gratuitos

RETO ONLINE 

Disminuye % de grasa y aumenta masa muscular