😍Mi lugar favorito para desayunar en la ciudad😍

La comida y el café frío parecen ser parte de la dieta diaria de la maternidad…

Definitivamente la frase “los hijos te cambian la vida” resulta ser algo que uno recuerda frecuentemente cuando nos convertimos en padres y claro, no me malentiendan, cambian la vida para bien en todos los aspectos! Aunque es duro en otros, no cambiaria por nada esta experiencia de vida, que sin duda nos enseña en realidad a valorar las cosas simples de la vida.

 

Dentro de todos los cambios que he experimentado en estos 2 años de ser mamá, ha sido mi alimentación, y no necesariamente que ahora coma mal respecto a mis elecciones del tipo de alimento, si no en sí, el hecho de que pueda comer en el horario! ahora todo nos lo tenemos que turnar con mi esposo, “Termina de comer tú” “andá con Nico y así termino rápido” o bien….. nuestra comida se enfría y con suerte terminamos de comer.

Por eso ahora básicamente buscamos restaurantes que se adapten a las necesidades de nosotros como familia, antes ponía como prioridad el tipo de comida que quería comer ese día, ahora con que el joven nos deje comer ¡YA ES EL LUGAR PERFECTO! El año pasado estuvimos haciendo un tour gastronómico todos los domingos, con el objetivo de salir de la rutina y conocer nuevos lugares, pero cada vez que ibamos a un restaurante regresaba mucho más cansada de lo normal, hasta que le dimos al clavo! y encontramos el lugar perfecto para Nico y para nosotros! buena comida + ambiente excelente + instalaciones perfectas para que Nico pudiera hacer y deshacer sin que nos preocupáramos si tiraba algo y sobre todo ¡NOS DEJA COMER!

 

Para nosotros reúne todo lo que buscamos, un ambiente súper natural, nos da sensación de ese lugar familiar, lugareño, el diseño me fascina! de hecho he sido fan de Saúl E. Mendez desde que los conozco y han sido mi inspiración para trabajar el diseño que he empleado en Açai Studio, la comida es espectacular! los empleados son súper atentos, además nos queda súper cerca.

Siempre que vamos a desayunar a L’ostería llegamos a las 8:50 y regresamos 11:30 hasta 12:00 estamos al rededor de 3 a 4 horas, a Nico le fascina el lugar, con tantas cosas que tiene para experimentar, además los domingos de actividades familiares son divinas para los niños.

 

Al ingresar se sienten instantáneamente la magia del lugar, un ambiente cálido que dan ganas de vivir allí! y cuando ven el menú! WOW quisiera comer de todo! ya le dimos vuelta al menú, dentro de nuestros favoritos es este huevo revuelto con carpaccio, la mezcla de lo ácido con el aguacate  y los huevos sobre una rodaja de pan y queso parmesano! es increíble!

 

Otro que se ha vuelto mi favorito y ya es mi tercera vez en pedirlo son estos huevos estrellados con queso brie sobre pan brioche y tomate cherry, esa mezcla de sabor de queso de antaño con una salsa de crema y el pan que es ligeramente dulce y lo ácido de los tomates cherrys, lo deján a uno con ganas de volver por otro igual!

Creo que cuando diseñaron el restaurante pensaron en nosotros totalmente! 😀 hicieron la mesa ideal, que es una mesa de mosaico justo en el jardín en el área del piedrin y es que Nico ama las piedritas y el agua…. y resulta que justo en el mismo lugar, hay una pequeña fuente que el ama con todo su ser y nosotros aún más!

 

 

 

Así que Nico se da el lujo de ir y venir, tirar piedritas, comer y sobre todo nos deja comer sin que tengamos que preocuparnos por seguirlo por todo el lugar!

 

 

 

 

 

 

 

Cuando al fin terminamos de desayunar, Nico ya sabe y nos lleva a su lugar favorito, bueno el de los tres! nos encanta por que es súper natural y con cosas sencillas el se la pasa re bien!

 

¡Nuestro mayor placer en esta vida es verlo sonreir!

 

 

Además de ir a comer y jugar, nos han enamorado con sus actividades para niños, totalmente gratis! me encanta que Nico experimente en la cocina, esta vez el hizo su propia rosca de reyes.

Y….   

Aunque mucha parte del relleno iba para el estómago de Nico más que para la rosca, pero el se la pasó genial.

 

Y claro, en el desayuno también puede haber postre….

La dulcinea, tiene granola artesanal y jalea hecha en casa, un balance de sabores perfecto, ni demasiado dulce ni demasiado insípida… es perfecta para finalizar una mañana familiar espectacular.

 

 

Finalizamos la mañana con Nico cansado, regresa a tomar su siesta y nosotros un descanso para retomar energías y seguir pasando el día juntos. Necesitamos los domingos libres para poder arrancar los lunes con ganas.